¿Cómo conseguir eliminar la cláusula suelo de la hipoteca?


sandra_ramos_pulpon_abogada_Valencia

En este artículo se da una visión práctica de cómo gestionar una hipoteca con cláusula suelo y qué pasos seguir para obtener una solución lo antes posible.

1. ¿Cómo saber si en mi hipoteca tengo cláusula suelo y cómo afecta en la cuota que pago cada mes?

Puede que usted tenga una cláusula suelo en su hipoteca y no lo sepa, muchas veces está oculta entre multitud de datos que hacen imposible su localización, tampoco aparece con el nombre con el que popularmente se la conoce “cláusula suelo” sino con denominaciones más técnicas como “el tipo de interés máximo no será inferior al ..% nominal anual”.

Deberá revisar su préstamo y fijarse detenidamente en la estipulación referente al “tipo de interés”. Una vez localizada la cláusula y el tipo límite que se le aplica, compárelo con el índice de referencia EURIBOR que se publica en la página oficial del Instituto Nacional de Estadística. Comprobará que si no tuviera cláusula suelo, pagaría un interés mucho menor, la cláusula suelo impide que como consumidor se pueda beneficiar de las bajadas de tipos de interés ya que por mucho que disminuya el tipo de referencia, seguirá abonando al banco un interés conforme a un límite mínimo.

Cada mes que pasa, usted está perdiendo dinero.

Imagine que ha pactado un interés variable con referencia al EURIBOR más 0,50% puntos, pero tiene una cláusula suelo de 4 %. A fecha de hoy el EURIBOR es 0,48 %, lo que significa que si no se le aplicara el límite de la cláusula, su interés sería de 0,98 % y no 4%, si realiza el cálculo comprobará que está pagando mensualmente al banco una cantidad de más, que a lo largo de la vida del préstamo supondrá con toda probabilidad una cantidad muy elevada.

Si es ésta su situación, lo mejor es que se ponga en contacto con el banco y formule la petición de eliminar la cláusula, con toda probabilidad la entidad le ofrecerá llegar a un acuerdo, sea cauteloso y consulte con un profesional antes de firmar este tipo de pactos, porque podrían perjudicarle e impedir una reclamación futura.

2. Fase de negociación: ¿me interesa el pacto que el banco ofrece?

Si su entidad no le ofrece una solución, es muy importante que realice la petición por escrito dirigida al departamento de atención al consumidor de su entidad. En esta carta, deberá incluir sus datos personales y los de su préstamo y realizar la siguiente petición “Solicito que la cláusula que establece un límite a la baja del tipo de interés sea eliminada de mi contrato y que me sean devueltas las cantidades cobradas por aplicación de este interés”.
Es importante que guarde una copia sellada de la carta, toda entidad está obligada a recibir y sellar cualquier petición de un consumidor y también obligada a contestar en un plazo prudencial.

Esta carta será estudiada por el banco. Llegados a este punto, las decisiones que ha tomado cada entidad son muy dispares. Es sabido que algunos bancos y cajas pasan a eliminar la cláusula de forma automática. No obstante, sigue habiendo entidades que se niegan a su eliminación, al menos de manera inmediata, ofreciendo periodos de carencia o la posibilidad de suprimir el suelo después de muchos meses, lo que al fin y al cabo no le beneficia, puesto que usted tiene derecho a que la misma sea eliminada de forma inmediata.

Si está en esta situación deberá acudir a la vía judicial, lo que le va a suponer unos gastos de abogado, procurador y tasas que debe tener en cuenta a la hora de iniciar unCláuslas-suelo-de-las-hipotecas pleito.

3. La vía judicial: ¿merece la pena?

Los Juzgados de lo Mercantil de Valencia se han pronunciado recientemente en el sentido de declarar nulas las cláusulas suelo. En primer lugar, para que su demanda tenga éxito, debe tener en cuenta que el juez comprobará que usted contrató el préstamo en calidad de consumidor, y no como empresario o autónomo.

Se observará también que no pudo negociar individualmente la cláusula suelo, ya que nunca se le ofreció la opción de elegir entre varias propuestas y que en ningún momento pudo influir en el contenido del contrato, siendo una cláusula que le vino impuesta, al estar la misma dirigida a ser incluida en multitud de contratos.

Se tendrá en cuenta que la cláusula aparece oculta entre datos que dificultan su localización, no viene definida como popularmente se la conoce, sino con otros términos y en un lenguaje técnico que no es claro, lo que imposibilitó que usted conociera la existencia de la misma, no solo eso, de haber conocido su existencia, usted no hubiera podido comprender el significado y alcance de su contenido real.

Finalmente, el Juez valorará que dicha cláusula supone un perjuicio económico sustancial que afecta a el elemento principal del contrato que es la cuota mensual que finalmente paga, y que su inclusión supone la mala fe por parte del banco ya que es totalmente desproporcionada y le sitúa en una posición de desventaja puesto que la diferencia entre suelo y techo es tal que usted nunca podría beneficiarse de su aplicación.

Si se dan todos esos requisitos, el juez declarará que la cláusula es abusiva y condenará al banco a que la elimine de su préstamo.

4.- ¿Debe el banco devolverme las cantidades cobradas abusivamente?

Una cuestión más controvertida ha sido la de fijar si el banco, debe o no, devolver las cantidades cobradas por el interés límite. No obstante, a pesar de que la reciente sentencia de la Audiencia Provincial de Valencia se decanta por la opción pro-consumidor y obliga al banco a devolver las cantidades, los Juzgados de Lo Mercantil en primera instancia siguen negando la retroactividad y por lo tanto, la devolución de lo ya pagado al banco.

Esto significa que si además de que su cláusula sea eliminada, quiere recuperar las cantidades cobradas abusivamente por la entidad, deberá presentar recurso de apelación ante la Audiencia Provincial, lo que aumentará el gasto y el tiempo en obtener un resultado. Por esta razón, es importante que busque la ayuda de un abogado que le aconseje y le ayude a valorar los pros y contras de éste camino, así como la existencia de otras opciones jurídicas que le puedan beneficiar.

Sandra Ramos Pulpón
Abogada
Grabador Esteve, 33-8º
46004 VALENCIA
Tel. 658 248 623/ 722 272 555
Fax: 963 950 058
sandraramos@icav.es

Deja un comentario

Archivado bajo Hipotecas, Prensa

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s